Campesinos ganan batalla y ya no tendrá semillas transgénicas en municipio de Nariño

0
14690
Semillas

En el departamento de Nariño, más exactamente en el municipio de San Lorenzo, sus habitantes rurales están celebrando una decisión que fue tomada por el Concejo Municipal, esto atendiendo a la solicitud de 1500 personas que querían su territorio libre de semillas tránsgénicas.

La idea surgió dado que sus campesinos notaron que contar con semillas transgénicas podría poner en desventajas las nativas; generándoles pérdidas económicas y de igual manera afectaciones a la salud. le puede interesar:  Mujeres Guardianas de Semillas que luchan contra el hambre

Según el grupo Semillas, organización ambiental que trabaja con comunidades rurales “los cultivos transgénicos han aumentado de 1.4 millones de hectáreas en el año 1996 a 175 millones en 2013; pero el 90 % del área cultivada se concentra solo en diez países (Estados Unidos, Brasil, Argentina, Canadá, India, China, Suráfrica y Paraguay, entre otros”.

Lo anterior, deja ver la importancia de la lucha de estos guardianes del territorio y de las semillas; toda vez que estas son además representación de la soberanía alimentaria de las comunidades y en general de una nación.

Este es un trabajo que logra dar resultados luego de más de 6 años de lucha colectiva de sus habitantes, tomando como ejemplo la declaración del maíz como una semilla nativa que debe ser protegida.

Impactos de cultivos transgénicos

Manifiestan las comunidades que esta lucha no es contra las empresas que han decidido tener su mercado basado en los cultivos transgénicos; sino que es una disputa por el respeto a la soberanía territorial, ambiental y reivindicativa de los procesos agroambientales y ecológicos que realizan los campesinos de Colombia.

En la actualidad, dice Semillas, a escala comercial, se cultiva principalmente soya, maíz, algodón y canola, los cuales representan el 95 % de estos cultivos en el mundo. Le puede interesar: Los guardianes de las semillas

Por otro lado, según un estudio realizado en el año 2012 por el grupo del profesor Gilles-Eric Séralini, de la Universidad de Caen en Francia, publicado en la revista Food and Chemical Toxicology, que una vez realizados experimentos en ratones de laboratorio, se pudo notar que los efectos de los herbicidas utilizados en los cultivos de semillas transgénicas como el maíz GM, son nefastos.

Por ejemplo, se encontró una mayor mortalidad de las ratas, las hembras desarrollaron numerosos tumores cancerígenos mamarios, en la pituitaria y problemas renales. Los varones murieron de graves deficiencias crónicas hepatorrenales.

Por tal motivo, los investigadores plantearon que la razón de que las ratas presentaran estos síntomas es que el maíz transgénico y el Roundup (herbicida) puede causar alteraciones hormonales en la misma vía bioquímica y fisiológica.

Por: Ana María Rizo Díaz. Periodista- Editora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here