Chocontá y Suesca registran afectación en sus cultivos por fuertes lluvias

Hasta el momento la zona rural de Chocontá ya tiene aproximadamente 300 hectáreas inundadas con dos viviendas afectadas y una población de 30 personas en situación de riesgo.Por su parte Suesca, presenta un área afectada de aproximadamente 150 hectáreas y algunas viviendas en sector rural en riesgo, principalmente en la vereda Cacicazgo. 

Redacción El Campesino

Por efectos de las últimas precipitaciones en el Piedemonte llanero y a la intensidad de lluvias en las zonas Orinoquia y Andina, algunos municipios como Choconta, Suesca y Sesquilé de la cuenca Alta en la jurisdicción CAR presentan anegaciones que mantienen en niveles de alerta a estos sectores. Bogotá no presenta ningún tipo de riesgo.

Chocontá y Suesca registran afectación en sus cultivos por fuertes lluvias

El sistema regulado de la cuenca alta, juega un papel de gran importancia ya que el Embalse de Sisga, viene amortiguando las crecientes y en los últimos 7 días ha retenido 20 millones de metros cúbicos, evitando que ese volumen de agua llegue a incrementar los niveles del río Bogotá. En el sector Achury del municipio de Sesquile, la CAR, viene bombeando un caudal de 16 m3/s hacia el embalse de Tomine, lo que contribuye a la disminución del caudal del rio en un 35% haciendo que aguas abajo de este punto, los niveles no representen mayor riesgo para los habitantes de los municipios en esta zona.

“En esas zonas hay equipos de ingenieros de la Corporación que se encuentran adelantando los trabajos de atención necesarios en los municipios que presentan afectación leve y media como lo son Suesca, Choconta y Sesquile. A través de motobombas y lonas llenas de arena se está controlando la situación”, manifestó el Director General (E) de la CAR, Néstor Franco.

Igualmente, el Director encargado de la CAR, dio un parte de tranquilidad a todos los bogotanos. “Con esta oleada invernal se está poniendo a prueba la ejecución de las obras de adecuación hidráulica y recuperación del río Bogotá en su cuenca media, sector en donde no ha habido ningún inconveniente y por esta razón habitantes de Soacha, Mosquera, Funza e incluso de las localidades de Fontibón, Engativá y Suba en Bogotá pueden estar completamente tranquilos”.

La Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca, seguirá monitoreando la situación a través de la instalación de puntos de mando unificados y la activación de los consejos municipales de gestión de riesgo en la zona oriental y cuenca media del río Bogotá. La CAR habilitó la línea 3102521535 para que la comunidad reporte cualquier incremento del nivel de los ríos o desbordamientos.

Etiquetado con

Deja un comentario

Tu correo electronico no sera publicado.