Comunidades, organizaciones, académicos y congresistas se unen para prohibir el fracking

"Lo que queremos defender es el agua", señaló una de las voceras de la Alianza que habló durante la radicación de la iniciativa legislativa que busca decirle no al fracking en Colombia.

0
934
Fotografía: Plantón contra el fracking en Colombia. Tatiana Roa Avendaño

Este miércoles se radicó en el Congreso de la República el proyecto de ley con el que se busca prohibir la técnica conocida como fracking, o fracturamiento hidráulico para extraer petróleo. Las comunidades rurales, que hacen parte de la Alianza Colombia Libre de Fracking, aseguran que esta técnica afectará gravemente el ambiente y con ello el tejido social, por tal motivo han pedido que este método sea prohibido.

“Lo que queremos defender es el agua”, señaló una de las voceras de la Alianza que habló durante la presentación de la iniciativa legislativa. Son más de 100 organizaciones organizaciones, colectivos, academia y procesos a nivel nacional buscan la protección de los territorios frente a las amenazas de la explotación de yacimientos no convencionales, como lo aseguraron. (Le puede interesar: Páramo más grande del mundo amenazado por fracking)

El proyecto de ley

Esta propuesta fue radicada de la mano de un conjunto con senadores y representantes a la cámara de diversos partidos políticos en la Sala de Prensa del Senado de la República. Se trata del Proyecto de Ley “Por medio del cual se prohíbe en el territorio nacional la exploración y/o explotación de los Yacimientos No Convencionales (YNC) de hidrocarburos y se dictan otras disposiciones”.

De acuerdo con el comunicado de la Alianza Colombia Libre de Fracking, el proyecto de ley consta de ocho artículos con los cuales se busca establecer un marco legal para la protección integral de los territorios más vulnerables que requieren el reconocimiento de los principios de precaución, prevención, progresividad y no regresividad, prevención del riesgo y maximización de la eficiencia del agua y priorización para la vida.

Además el proyecto señala la necesidad de iniciar un proceso de transición energética para superar la situación de riesgo de daños irreversibles a la naturaleza, las afectaciones a la salud pública y la falta de garantía de derechos humanos en los territorios donde se desarrollaría este tipo de industria.

Los riesgos que denuncian las comunidad rurales

“No queremos ver nuestros ríos encendidos en llamas por el gas metano”, expresó una de las integrantes. Y es que cabe recordar que el fracking es un método para extraer hidrocarburos, que consiste en ampliar las grietas que hay en el suelo rocoso con el objetivo principal de extraer gas y petróleo del subsuelo.  (Le puede interesar: Radio Mundo Rural, No al fracking, Sí a la felicidad)

En Australia por ejemplo, el fracking ha dejado estragos letales, sobre todo en el agua. A través de videos que han publicado habitantes del sur de Australia, se evidencian las secuelas que ha dejado esa técnica. La comprobación la hacen prendiendo un fósforo y dejándolo caer en el agua. Bastan segundos para el agua se convierta ardientes llamas de fuego.

Asimismo, hay consecuencias para la salud de las personas que viven cerca a los lugares donde se desarrolla esta actividad. Expertos que han estudiado el tema aseguran que afecta la presión arterial; genera dolores de cabeza; cáncer y problemas del corazón, entre otros.

Finalmente, cabe recordar que la Sociedad Sismológica de América en Carthage, al este de Texas, declaró que la extracción de hidrocarburos con el método de fracturamiento en Estados Unidos, ocasionó dos perforaciones entre la arena y las capas tectónicas, aumentando dramáticamente los temblores en esa zona.

Por: Mónica Lozano. Periodista – Editora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here