De la lógica del egoísmo a la de la hospitalidad

Hospitalidad es más que la estadía de un paciente en un hospital o la acogida de una persona.

 

hospitalidad1

 

Por Rubén Gil

 

Hospitalidad ha sido la palabra más usada por el papa Francisco durante sus últimas alocuciones. La hospitalidad en sentido literal significa la estancia de un enfermo en el hospital. Ya en un sentido moral la hospitalidad es la virtud que se ejercita con peregrinos, menesterosos y desvalidos, recogiéndolos y prestándoles la debida asistencia en sus necesidades. Pero, ¿qué significa para el papa Francisco la hospitalidad?

“Hospitalidad es abrir las puertas del corazón”, dijo el papa Francisco en su homilía durante su visita a Paraguay. El Papa explicó que la hospitalidad se trata de “pasar de la lógica del egoísmo, de la clausura, de la lucha, de la división, de la superioridad, a la lógica de la vida, de la gratuidad, del amor”; y de “la lógica del dominio, del aplastar, manipular, a la lógica del acoger, recibir, cuidar”.

Con la hospitalidad el papa hace referencia a la acogida de todas las personas, sin importar su condición social, su sexo, su raza, su cultura, su pensamiento, su religión; pero específicamente la acogida a los más necesitados, los hambrientos, los desempleados, los presos, los forasteros o los perseguidos.

Sin embargo, sus palabras no tendrían tanta aceptación si no fuese porque las dice con autoridad, es decir, el papa actúa con hospitalidad. En su visita a Sudamérica el papa realizó varios gestos de hospitalidad; como por ejemplo, la visita a los presos de la cárcel más peligrosa de Bolivia, conocida como Santa Cruz – Palmasola; la visita a uno de los lugares más pobres de Asunción, Paraguay, conocido como el suburbio del Bañado Norte, en donde recorrió las calles y probó alimentos que la gente del lugar le había preparado. Así mismo el papa visitó, en Paraguay, la fundación San Rafael para enfermos de SIDA y enfermos terminales; pero lo rescatable de este hecho no es la visita del papa al lugar sino la forma en que lo llevó a cabo, pues la actividad no estaba programada dentro de la agenda formal; en conclusión, estos gestos por sí solos definen sin palabras lo que es la hospitalidad.

Sin duda alguna el papa Frahospitalidad2ncisco se ha ganado la admiración de muchas personas, creyentes y no creyentes. El papa quiere una iglesia como casa de hospitalidad. Al respecto el papa en Paraguay dijo: La Iglesia es madre de corazón abierto que sabe acoger, recibir, especialmente a quien tiene necesidad de mayor cuidado, que está en mayor dificultad. La Iglesia, como la quería Jesús, es la casa de la hospitalidad. Y cuánto bien podemos hacer si nos animamos a aprender este lenguaje de la hospitalidad, este lenguaje de recibir, de acoger. Cuántas heridas, cuánta desesperanza se puede curar en un hogar donde uno se pueda sentir recibido. Para eso hay que tener las puertas abiertas, sobre todo las puertas del corazón”.

No hay universidades o academias que especialicen a un profesional de la medicina en hospitalidad, ni mucho menos hay cursos que enseñen a las personas a ser hospitalarios con los demás. Pero sí hay un referente principal que enseña lo esencial para practicar la verdadera hospitalidad. Jesucristo es el modelo, su ejemplo de vida es la mayor muestra de hospitalidad.

Deja un comentario

Tu correo electronico no sera publicado.