lunes, noviembre 12, 2018
Inicio Blog

#Opinión: un modelo agroecológico exitoso para la consolidación de comunidades campesinas

0
Foto: Bernardo Nieto.

La sensación que tuve al llegar a Villa Loyola, una hacienda de tierra templada situada a 45 kilómetros de Pasto en el municipio de Chachaguí, fue la de ingresar a un lugar vivo y agradable con 22 grados de temperatura, donde la naturaleza se desparrama en flores y trinar de pájaros, guaduales y cafetales.

Todo un grandioso marco a la hermosa casona centenaria. La finca fue donada en el siglo pasado a los jesuitas del Colegio San Francisco Javier de Pasto y desde allí, se presta un servicio de excelencia a la comunidad campesina del sector.

Los principales cultivos de la finca son café, guadua, pasto de corte y plantas de forraje para el alimento de ganado “estabulado en cama profunda” y, en menor proporción, frutales, hortalizas y los llamados cultivos de “pancoger”. Allí también se tienen retiros y ejercicios espirituales para los alumnos y familiares del colegio. Le puede interesar: La agricultura mundial tendrá un encuentro en el GlobalG.A.P. Summit 2018

El anfitrión nos recibió con una sonrisa y auténtica amabilidad. Es “Joe” Aguilar, un sacerdote jesuita amable y austero, de barba cana, en mangas de camisa, tenis, bluyines y una gorra deportiva. El padre “Joe”, como todos le dicen, es el rector del Colegio San Francisco Javier de Pasto, director de la Fundación Suyusama y, también, el director de las actividades de la Compañía de Jesús en la Región sur en Colombia.

Cuando estuvimos acomodados en el comedor general, él mismo nos sirve el café humeante, con un delicioso y estimulante olor, mientras nos explica: “El café se tiene que servir desde la jarra a unos 25 centímetros de altura de la taza, dejando caer el líquido caliente para que se oxigene y conserve sus características y propiedades…”

El café que disfrutamos es fruto del riguroso proceso orgánico que él mismo introdujo en la finca hace seis años, cuando eliminó, luego de un análisis biológico y químico del suelo, todos los agrotóxicos que se venían utilizando en los cultivos y productos de la hacienda. El Café Villa Loyola ya recibió la medalla de excelencia en 2008 por la Federación Nacional de Cafeteros y The Alliance for Coffee Excellence y es invitado especial en las ferias de café.

Para entender su visión agroecológica, vamos con nuestro guía a conocer los semilleros de variadas hortalizas y de café, todos mantenidos y cultivados con micronutrientes procesados técnica y científicamente en la hacienda. El orden y el aseo son estrictos. Para dosificar y mantener la cantidad y calidad del agua que requieren las plantas, se utiliza un sistema de riego por goteo, alimentado desde reservorios de agua en donde se cultivan algunos peces propios de la región. Así se ahorran recursos valiosos y se evitan desperdicios.

Luego de los estudios de suelo realizados por el P. Joe, apoyado por biólogos y especialistas de la Universidad Javeriana, en los cafetales, cercados con mallas, el suelo ha sido enriquecido con fertilizantes y abonos orgánicos, microorganismos eficientes y biofertilizantes líquidos.

Los controles de plagas son biológicos. La producción de todos estos elementos se realiza íntegra en los laboratorios de la finca. Mezclados con los cafetos y, para darles el sombrío natural que necesitan, crecen árboles plantados estratégicamente. Por allí las gallinas andan libres y los gallineros están dispuestos de acuerdo con los hábitos de las aves que suben a su “habitación” al final del día y bajan al amanecer. Los huevos son, pues, “de gallinas libres y felices”, alimentadas con las hierbas, semillitas y sus nutrientes naturales, sin fertilizantes químicos que agotan el suelo y afectan negativamente a los seres humanos.

Todo el procesamiento del café se realiza en un ambiente higiénico y pulcro. Se utilizan eficientes máquinas e instalaciones, desde el pesaje de las cerezas hasta el tostado y pulverización de los granos. La calidad de la producción es vigilada estrictamente en el sitio y en el laboratorio y el café servido es catado allí mismo.

Una comunidad cercana a los mil caficultores trae su producción a Villa Loyola para que sea procesada. El trabajo del Padre y de la Fundación ha aglutinado y sirve a esta comunidad cercana. La producción se vende en las sedes del Colegio San Francisco Javier, a un tostador de Estados Unidos y, por encargos de pastusos y familias amigas, a Nueva Zelanda, Australia, Japón y Rusia, entre otros. La exportación directa de la Fundación se está haciendo a Italia y Estados Unidos y en la actualidad se está abriendo mercado en Budapest.

La Fundación Suyusama organiza talleres para los campesinos que se vinculan con ella. Son las Giras Agroecológicas, en las que se estudian temas como el análisis de la calidad biológica de los suelos, la producción y transformación del cultivo de café y diversificación productiva. Los visitantes tienen la oportunidad de conocer el beneficio húmedo y seco de café, establos para la generación de abonos, reservorios de agua, lombricultivos  y cultivo de guadua.

Este café orgánico se ofrece en las variedades oro y plata. Villa Loyola se diferencia de otras empresas de café porque permite a los cultivadores no depender del vaivén de los precios internacionales y garantiza un pago justo y la comunidad campesina recibe un ingreso adicional por la exportación.

Además, el proceso de producción se hace bajo los parámetros de sostenibilidad. Todo el trabajo se realiza con la convicción de mantener el equilibrio en la producción, el manejo adecuado y el bienestar común entre suelo-ambiente-producción-familia.

Villa Loyola es ejemplo para muchos y recibe con cita previa a visitantes que pasan allí una semana recibiendo instrucción y entrenamiento para trasladar a otras zonas del país esta maravillosa realidad.

PorBernardo Nieto Sotomayor- Equipo Editorial El Campesino.

El campo de la Palabra. Solemnidad de la Santísima Trinidad

0

Solemnidad de la Santísima Trinidad

Santisima Trinidad

 

 

Primera lectura

Libro de los Proverbios 8, 22-31

 

El Señor me creó como primicia de sus caminos, antes de sus obras, desde siempre. Yo fui formada desde la eternidad, desde el comienzo, antes de los orígenes de la tierra. Yo nací cuando no existían los abismos, cuando no había fuentes de aguas caudalosas.
Antes que fueran cimentadas las montañas, antes que las colinas, yo nací, cuando él no había hecho aún la tierra ni los espacios ni los primeros elementos del mundo.
Cuando él afianzaba el cielo, yo estaba allí; cuando trazaba el horizonte sobre el océano, cuando condensaba las nubes en lo alto, cuando infundía poder a las fuentes del océano,
cuando fijaba su límite al mar para que las aguas no transgredieran sus bordes, cuando afirmaba los cimientos de la tierra, yo estaba a su lado como un hijo querido y lo deleitaba día tras día, recreándome delante de él en todo tiempo, recreándome sobre la faz de la tierra, y mi delicia era estar con los hijos de los hombres.

 

 

Salmo 8, 4-5.6-7.8-9

 

Al ver el cielo, obra de tus manos,
la luna y las estrellas que has creado:
¿Qué es el hombre para que pienses en él,
el ser humano para que lo cuides?

Lo hiciste poco inferior a los ángeles,
lo coronaste de gloria y esplendor;
le diste dominio sobre la obra de tus manos.
Todo lo pusiste bajo sus pies.

Todos los rebaños y ganados,
y hasta los animales salvajes;
las aves del cielo, los peces del mar
y cuanto surca los senderos de las aguas.

 

Segunda lectura

Carta de San Pablo a los Romanos 5, 1-5

 

Hermanos:
Justificados, entonces, por la fe, estamos en paz con Dios, por medio de nuestro Señor Jesucristo.
Por él hemos alcanzado, mediante la fe, la gracia en la que estamos afianzados, y por él nos gloriamos en la esperanza de la gloria de Dios.
Más aún, nos gloriamos hasta de las mismas tribulaciones, porque sabemos que la tribulación produce la constancia; la constancia, la virtud probada; la virtud probada, la esperanza.
Y la esperanza no quedará defraudada, porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo, que nos ha sido dado.

 

 

Evangelio

San Juan 16,12-15.

 

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos:
“Todavía tengo muchas cosas que decirles, pero ustedes no las pueden comprender ahora.
Cuando venga el Espíritu de la Verdad, él los introducirá en toda la verdad, porque no hablará por sí mismo, sino que dirá lo que ha oído y les anunciará lo que irá sucediendo.
El me glorificará, porque recibirá de lo mío y se lo anunciará a ustedes.
Todo lo que es del Padre es mío. Por eso les digo: ‘Recibirá de lo mío y se lo anunciará a ustedes’.”

 

 

 

Receta: Cómo hacer arepa de choclo

0

Les mostramos cómo hacer esta deliciosa receta colombiana para compartirla en familia. 

Redacción El Campesino

La arepa de choclo es una de las recetas más apetecidas del país, de gran importancia en la gastronomía colombiana. Por eso, para este fin de semana, no lo piense e invite a sus comensales a una rica arepa hecha por usted mismo.

Receta: Cómo hacer arepa de choclo

Ingredientes
2 tazas de granos de maíz tierno (unas 4 mazorcas)
2 tazas de harina de maíz pre cocida amarilla (Harina P.A.N.)
1 taza de leche
2 cucharadas de azúcar
1 cucharadita de sal
mantequilla
queso blanco fresco bajo en grasa

1. Licue los granos de mazorca y retire el exceso de agua con una coladera.

2. Mezcle el maíz  molido con la mantequilla,  los huevos, la sal, el azúcar,el queso y la leche hasta lograr una papilla.

3. Luego se echa por cucharadas a un sarten previamente engrasado con mantequilla y se deja dorar un poco los bordes (aproximadamente 5 minutos) y luego se voltea por el otro lado..

4. Cuando ya esté bien doradita,acomódele un poco de queso encima y dóblela.

5. Déjela en el calor  un poco más para que el queso se funda y escurra.

6. Luego póngala en el plato (a la arepa) y acompáñela con suero costeño o leche condensada.

 

Sal y pimienta: Démosle sabor a la vida

0

Ser sal, un compromiso no solamente cristiano, sino también humano

Por Nicolás Galeano

entrada 5b

La sal es un ingrediente indispensable al momento de preparar cualquier alimento ya que tiene como función dar sabor a la comida para que resulte agradable al paladar; sin la sal los alimentos son insípidos y sin gusto.

Pero la sal no es solamente una palabra empleada en gastronomía, también puede ser aplicada al estilo de vida que muchos de nosotros llevamos día a día; en este sentido, la sal viene a significar el sabor, la pasión, la chispa, la expectativa, las motivaciones más profundas en la vida de cada ser humano. Somos conscientes de que el ser humano es un ser emprendedor, cuyo fin es alcanzar la felicidad, la cual brota de lo más profundo de su ser, en sintonía con los demás y con la naturaleza. Es por ello que dentro de cada uno de nosotros hay un cierto sabor que nos hace agradables ante los demás y que los otros pueden percibir a partir de nuestras cualidades y capacidades, de nuestra manera de pensar, hablar o actuar, del modo en el cual nos relacionamos o expresamos nuestros sentimientos; sabor que no nos impide doblegarnos frente a las diversas situaciones que en muchas ocasiones logran perturbarnos y hacernos olvidar que ser sal es mantener vigente el sabor que nos caracteriza y que a la vez nos identifica.

Por esta razón, ser sal es también una gran responsabilidad y compromiso que adquirimos como seres humanos en el momento en que tomamos conciencia de nuestra presencia y labor en el mundo, es en este escenario donde estamos llamados a transmitir la buena vibra, la alegría auténtica, la palabra de aliento y el gesto oportuno frente aquellos que han dejado que las preocupaciones y las dificultades vuelvan insípidas sus vidas haciendo que su sabor se desvirtué. Es de admirar, por ejemplo, el testimonio y la valentía de tantos y tantas que a pesar de los tropiezos de la vida no han perdido la ilusión de hacer de sus vidas una oportunidad más para seguir luchando e ir en contracorriente de sus dificultades, por lo cual se convierten en ejemplo de vida y en estímulo de muchos frente a los desaciertos y contrariedades que la misma vida en diversos momentos nos manifiesta.

Ser sal de la tierra, es entonces aceptar la invitación del mismo Jesús a contagiar de nuestro carisma a tantas personas, lugares y situaciones en donde el sabor se ha ido perdiendo poco a poco, es hacer nuestras, esas buenas palabras y acciones que harán de nosotros tal y como lo expresa Jesús: “lumbreras en medio de la oscuridad, para que los demás, viendo nuestras acciones glorifiquen al Padre que está en los cielos”.
entrada 5a

El Campo de la Palabra. Martes 13 de noviembre de 2018

0
woman reading a book sitting on the bench

Martes de la Trigésimo segunda semana del Tiempo Ordinario

Lectura de la carta del apóstol san Pablo a Tito 2,1-8.11-14

Habla de lo que es conforme a la sana doctrina. Di a los ancianos que sean sobrios, serios y prudentes; que estén robustos en la fe, en el amor y en la paciencia. A las ancianas, lo mismo: que sean decentes en el porte, que no sean chismosas ni se envicien con el vino, sino maestras en lo bueno, de modo que inspiren buenas ideas a las jóvenes, enseñándoles a amar a los maridos y a sus hijos, a ser moderadas y púdicas, a cuidar de la casa, a ser bondadosas y sumisas a los maridos, para que no se desacredite la palabra de Dios. A los jóvenes, exhórtalos también a ser prudentes, presentándote en todo como un modelo de buena conducta. En la enseñanza sé íntegro y grave, con un hablar sensato e intachable, para que la parte contraria se abochorne, no pudiendo criticarnos en nada. Porque ha aparecido la gracia de Dios, que trae la salvación para todos los hombres, enseñándonos a renunciar a la impiedad y a los deseos mundanos, y a llevar ya desde ahora una vida sobria, honrada y religiosa, aguardando la dicha que esperamos: la aparición gloriosa del gran Dios y Salvador nuestro, Jesucristo. Él se entregó por nosotros para rescatarnos de toda maldad y para prepararse un pueblo purificado, dedicado a las buenas obras.

Sal 36,3-4.18.23.27.29

Confía en el Señor y haz el bien,
habita tu tierra y practica la lealtad;
sea el Señor tu delicia,
y él te dará lo que pide tu corazón. R/.

El Señor vela por los días de los buenos,
y su herencia durará siempre.
El Señor asegura los pasos del hombre,
se complace en sus caminos. R/.

Apártate del mal y haz el bien,
y siempre tendrás una casa;
pero los justos poseen la tierra,
la habitarán por siempre jamás. R/.

Lectura del santo evangelio según san Lucas 17, 7-10

En aquel tiempo, dijo el Señor: «Suponed que un criado vuestro trabaja como labrador o como pastor; cuando vuelve del campo, ¿quién de vosotros le dice: “En seguida, ven y ponte a la mesa”? ¿No le diréis: “Prepárame de cenar, cíñete y sírveme mientras como y bebo, y después comerás y beberás tú”? ¿Tenéis que estar agradecidos al criado porque ha hecho lo mandado? Lo mismo vosotros: Cuando hayáis hecho todo lo mandado, decid: “Somos unos pobres siervos, hemos hecho lo que teníamos que hacer.”»

Los jóvenes rurales le apuestan al emprendimiento productivo

0
Foto: Universidad Nacional.

Mi Proyecto de Vida en el Campo es una iniciativa adelantada por Acción Cultural Popular – ACPO, Fundación Bolívar Davivienda y Empresas Ancla de los municipios donde se desarrolla el proyecto que apoya a jóvenes rurales para que encuentren en el campo un escenario de desarrollo para ellos y sus familias.

Es así como en el marco de este proyecto se realizan ferias, eventos y encuentros para los estudiantes de los municipios. Este es el caso de la Feria de Emprendimiento en la que participaron estudiantes de los grados 9°,10° y 11°, de seis (6) instituciones educativas municipales.

Le puede interesar: En el desarrollo rural “todos ponemos, todos ganamos”

Se trató de un concurso en el que cada institución educativa debió presentar un emprendimiento productivo e innovador, en las ferias empresariales propias de cada institución, se debía escoger un ganador, quien sería su representante en el concurso general.

Innovación juvenil en pro del campo

Foto: ACPO.

En la feria se recibieron propuestas de diferentes modelos, productos, iniciativas muy innovadoras y creadas de acuerdo a las necesidades de sus regiones. Los docentes de emprendimiento y economía de las diferentes instituciones, se vincularon comprometiéndose y acompañando a sus alumnos en esta tarea.

Mi Proyecto de Vida en el Campo ha brindado herramientas a estos jóvenes, para que se motiven a ser emprendedores en su región, agentes de cambio y líderes que conozcan y utilicen la materia prima que pueden tener en sus contextos.

Por lo pronto, queda esperar el dictamen del emprendimiento ganador, al cual se espera brindarle apoyo en la materialización de su idea, para que así los jóvenes sientan el respaldo de las organizaciones que les han apoyado durante el proceso, todo con el fin de apoyar a quienes luchan por sacar su municipio adelante.

Por: Diana García – Facilitadora EDC Valle del Cauca.
Editor: Lina María Serna. Periodista – Editora

Una declaración que reconoce y protege los derechos de los campesinos

0

El llamado a ratificar una declaración de derechos humanos para los campesinos, da cuenta de algunos vacíos en materia de jurisprudencia, los cuales continúan afectando a comunidades mundiales que siguen sin poder exigir sus derechos.

La lucha por los derechos de los campesinos no es actual. Han pasado tres décadas desde que comunidades campesinas empezaron un trabajo en conjunto por lograr más garantías en materia de derechos humanos.

Le puede interesar: Sabiduría indígena puede mitigar el cambio climático

Una declaración de los derechos para esta comunidad, se convierte en una gran herramienta para los campesinos que se han visto desprotegidos y no han podido acceder a sus derechos como ciudadanos.

Ellos hacen un llamado importante, pues se están enfrentando a la amenaza de desaparecer de no contar con el respaldo jurídico que necesitan, mientras tanto el mundo podría enfrentarse a la más grave hambruna mundial de no tener quien trabaje la tierra.

¿En qué va el proceso de la Declaración?

Los campesinos necesitan de un marco jurídico que les permita reapropiarse del oficio que ejercen y sobre todo, de su estilo de vida como habitantes del campo y protectores del medio ambiente. Es por eso que, recientemente el Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas – ONU, aprobó la resolución relativa a esta declaración.

El pasado 25 de octubre, la Declaración fue presentada ante la Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York, donde se decidirá la aprobación de dicho documento. Antes de finalizar el año, los estados miembros deberán aprobar la declaración mediante una votación. De ser aprobada, los campesinos del mundo contarían con las protecciones básicas vitales para su existencia y el ejercicio de su labor.

La aprobación de esta declaración sería un logro mundial, no sólo para los campesinos que habitan el planeta, sino para las organizaciones mundiales que le apuntan cumplir con tratados y objetivos como los Objetivos de Desarrollo Sostenible – ODS.

La Declaración incluye a campesinos, habitantes y trabajadores de zonas rurales, indígenas, pequeños productores y productores artesanales, comerciantes, a la comunidad de los Sin Tierra, entre otros grupos poblacionales quienes podrán exigir protección y respeto de sus derechos.

La importancia de otorgar protección especial a la mujer rural

De ser aprobada la Declaración, el logro para los campesinos es por partida doble, porque las mujeres rurales también tienen especial protección en el documento. El artículo 4 menciona que “Los Estados adoptarán todas las medidas apropiadas para erradicar todas las formas de discriminación de las campesinas y otras mujeres que trabajan en las zonas rurales a fin de  asegurar  que,  sobre  la  base  de  la  igualdad  entre  hombres  y  mujeres,  estas  disfruten plenamente  y  en  condiciones  de  igualdad  de  todos  los  derechos  humanos  y  libertades fundamentales y que libremente puedan perseguir su desarrollo económico, social, político y cultural, participar en él y aprovecharlo”.

La Declaración no es vinculante

Esta Declaración es un documento político no vinculante, lo que quiere decir que son los Estados los que se encargan de adoptar o no los artículos allí consignados. Aun así, la aprobación de este documento se convierte en un gran logro que marca un largo camino en cada uno de los países.

Algunos de los artículos de la Declaración:

 Por: Lina María Serna. Periodista – Editora.

El Campo de la Palabra. Lunes 12 de noviembre de 2018

0

Lunes de la Trigésimo segunda semana del Tiempo Ordinario

Comienzo de la carta del apóstol san Pablo a Tito 1,1-9

Pablo, siervo de Dios y apóstol de Jesucristo, para promover la fe de los elegidos de Dios, y el conocimiento de la verdad, según la piedad apoyada en la esperanza de la vida eterna. Dios, que no miente, había prometido esa vida desde tiempos inmemoriales; al llegar el momento, la ha manifestado abiertamente con la predicación que se me ha confiado, según lo dispuso Dios, nuestro salvador. Querido Tito, verdadero hijo mío en la fe que compartimos; te deseo la gracia y la paz de Dios Padre y de Cristo Jesús, salvador nuestro. Mi intención al dejarte en Creta era que pusieras en regla lo que faltaba y establecieses presbíteros en cada ciudad, siguiendo las instrucciones que te di. El candidato, que sea un hombre sin tacha, fiel a su única mujer, con hijos creyentes, que no sean indóciles ni acusados de mala conducta. Porque el obispo, siendo administrador de Dios, tiene que ser intachable, no arrogante ni colérico, no dado al vino ni pendenciero, ni tampoco ávido de ganancias. Al contrario, ha de ser hospitalario, amigo de lo bueno, prudente, justo, fiel, dueño de sí. Debe mostrar adhesión a la doctrina cierta, para ser capaz de predicar una enseñanza sana y de rebatir a los adversarios.

Sal 23

Del Señor es la tierra y cuanto la llena,
el orbe y todos sus habitantes:
él la fundó sobre los mares,
él la afianzó sobre los ríos. R/.
¿Quién puede subir al monte del Señor?
¿Quién puede estar en el recinto sacro?
El hombre de manos inocentes y puro corazón,
que no confía en los ídolos. R/.

Ése recibirá la bendición del Señor,
le hará justicia el Dios de salvación.
Éste es el grupo que busca al Señor,
que viene a tu presencia, Dios de Jacob. R/.

Lectura del santo evangelio según san Lucas 17,1-6

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Es inevitable que sucedan escándalos; pero ¡ay del que los provoca! Al que escandaliza a uno de estos pequeños, más le valdría que le encajaran en el cuello una piedra de molino y lo arrojasen al mar. Tened cuidado. Si tu hermano te ofende, repréndelo; si se arrepiente, perdónalo; si te ofende siete veces en un día, y siete veces vuelve a decirte: “Lo siento”, lo perdonarás.»
Los apóstoles le pidieron al Señor: «Auméntanos la fe.»
El Señor contestó: «Si tuvierais fe como un granito de mostaza, diríais a esa morera: “Arráncate de raíz y plántate en el mar.” Y os obedecería.»

Radio Mundo Rural: ¿Cómo va la formalización laboral en Colombia?

0
Foto: FarodiRoma

En el mes de septiembre el Consejo de Derechos Humanos de la ONU aprobó la declaración de los derechos de los campesinos y otras personas que trabajan en las zonas rurales. La declaración contiene 28 artículos que deben ser ratificados por la Asamblea General de la ONU antes de finalizar el presente 2018.

Temas que se trataron en la mesa de Radio Mundo Rural

-Implicaciones y alcances de la declaración de derechos campesinos hecha por la ONU

-¿Cómo va la formalización laboral en Colombia?

-Municipio invitado: Toledo (Norte de Santander)

Colombia Birdfair 2019, un circuito de aviturismo en el Valle del Cauca

0
Foto: edlatam.com

La 5° edición de la Feria Internacional de Aves de Colombia Birdfair 2019 se llevará a cabo en la capital vallecaucana entre el 15 y el 17 de febrero del próximo año. La sucursal del cielo se sigue ratificando como uno de los territorios más importantes para el avistamiento de aves del país, así como el punto de encuentro de aficionados y expertos de todo el mundo.

El evento ofrecerá a sus asistentes diferentes conferencias sobre el tema y salidas de campo a paraísos naturales del departamento. Algunos de los lugares seleccionados para el avisturismo son: El Alto Anchicayá, el kilómetro 18, La Leonera, la Laguna de Sonso y la zona urbana de Cali. Le puede interesar: Somondoco inauguró su primer parque alumbrado con energía solar

Por su parte, Carlos Wagner, director de la feria, destacó la importancia del Valle del Cauca por su biodiversidad; lo que la acredita como un lugar especial para las aves silvestres. Asimismo, ante el anuncio de la nueva Reserva Natural de las Aves Las Bangsias, un terreno sobre la cuenca del Río Cali, un espacio natural para la preservación del hábitat de cerca de 300 especies de aves.

“Hemos puesto a disposición nuestros sitios de educación ambiental como El Topacio, La Teresita y la Laguna de Sonso, que es muy bien reconocida y visitada. De esta manera, la Corporación se vincula a esta feria e invita a todas las personas a que visiten, aprovechen y disfruten de todas estas especies”, menciona Rubén Darío Materón, director de la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca (CVC).

El Valle medido en aves

Para el comité organizador, este tipo de eventos busca estimular en la sociedad el conocimiento de la diversidad de aves silvestres que tiene el país. Tan solo el departamento del Valle del Cauca cuenta con más de 800 especies registradas.

Miles McMullan, reconocido observador de aves irlandés, ratificó su asombro con esta región del pacífico colombiano. “Europa tiene menos de 500 aves residentes y sólo en la ciudad de Cali se encuentran más de 500 especies, mucho más que en muchos continentes, cosa que es espectacular”, indicó McMullan.

Así los datos, el número de aves registradas en el Valle del Cauca representa el 42,1% de las 1.900 especies de aves que tiene Colombia, lo que la convierte en una de las regiones del país con mayor diversidad.

Por: Andrés Neira. Periodista
Editor: Lina María Serna. Periodista – Editora.

El Campo de la Palabra. Domingo 11 de noviembre de 2018

0

XXXII Domingo del tiempo ordinario

Lectura del primer Libro de los Reyes 17, 10-16

En aquellos días, Elías se puso en camino hacia Sarepta, y al llegar a la puerta de la ciudad encontró allí una viuda que recogía leña. La llamó y le dijo:
–Por favor, tráeme un poco de agua en un jarro para que beba.
Mientras iba a buscarla le gritó:
–Por favor, tráeme también en la mano un trozo de pan.
Respondió ella:
–Te juro por el Señor tu Dios, que no tengo ni pan; me queda sólo un puñado de harina en el cántaro y un poco de aceite en la alcuza. Ya ves que estaba recogiendo un poco de leña. Voy a hacer un pan para mí y para mi hijo; nos lo comeremos y luego moriremos.
Respondió Elías:
–No temas. Anda, prepáralo como has dicho, pero primero hazme a mí un panecillo y tráemelo; para ti y para tu hijo lo harás después.
Porque así dice el Señor Dios de Israel: «La orza de harina no se vaciará, la alcuza de aceite no se agotará, hasta el día en que el Señor envíe la lluvia sobre la tierra.»
Ella se fue, hizo lo que le había dicho Elías y comieron él, ella y su hijo.
Ni la orza de harina se vació, ni la alcuza de aceite se agotó: como lo había dicho el Señor por medio de Elías.

Sal. 145, 7. 8-9a. 9bc-10

Que mantiene su fidelidad perpetuamente,
que hace justicia a los oprimidos,
que da pan a los hambrientos.
El Señor liberta a los cautivos.

El Señor abre los ojos al ciego,
el Señor endereza a los que ya se doblan,
el Señor ama a los justos,
el Señor guarda a los peregrinos.

El Señor sustenta al huérfano y a la viuda
y trastorna el camino de los malvados.
El Señor reina eternamente,
tu Dios, Sión, de edad en edad.

Lectura de la carta a los Hebreos 9, 24-28

Cristo ha entrado no en un santuario construido por hombres –imagen del auténtico–, sino en el mismo cielo, para ponerse ante Dios, intercediendo por nosotros.
Tampoco se ofrece a sí mismo muchas veces –como el sumo sacerdote que entraba en el santuario todos los años y ofrecía sangre ajena. Si hubiese sido así, Cristo tendría que haber padecido muchas veces, desde el principio del mundo–. De hecho, él se ha manifestado una sola vez, en el momento culminante de la historia, para destruir el pecado con el sacrificio de sí mismo.
El destino de los hombres es morir una sola vez. Y después de la muerte, el juicio.
De la misma manera Cristo se ha ofrecido una sola vez para quitar los pecados de todos.
La segunda vez aparecerá, sin ninguna relación al pecado, para salvar definitivamente a los que lo esperan.

Lectura del santo Evangelio según San Marcos 12, 38-44

En aquel tiempo [enseñaba Jesús a la multitud y les decía:
–¡Cuidado con los letrados! Les encanta pasearse con amplio ropaje y que les hagan reverencias en la plaza, buscan los asientos de honor en las sinagogas y los primeros puestos en los banquetes; y devoran los bienes de las viudas con pretexto de largos rezos. Esos recibirán una sentencia más rigurosa.]
Estando Jesús sentado enfrente del cepillo del templo, observaba a la gente que iba echando dinero: muchos ricos echaban en cantidad; se acercó una viuda pobre y echó dos reales. Llamando a sus discípulos les dijo:
–Os aseguro que esa pobre viuda ha echado en el cepillo más que nadie. Porque los demás han echado de lo que les sobra, pero esta, que pasa necesidad, ha echado todo lo que tenía para vivir.

Los cultivos olvidados e infrautilizados están volviendo a un primer plano

0
Foto: FAO.

¿Sabías que no todas las bananas son amarillas y curvas como una media luna? Algunas son rectas, otras rechonchas, e incluso algunas son rojas. En realidad, existen 1.000 variedades diferentes de bananas, sin embargo, solo se comercializa un parte de estas debido a que se dañan con menor facilidad durante su transporte

La variedad de bananas Cavendish es la más típica, es la que más se produce. A pesar de la gran diversidad existente, la variedad Cavendish representa casi el 50 por ciento de las bananas cultivadas en el mundo. Sucede lo mismo con muchas de nuestras frutas y hortalizas.

En la historia de la humanidad, de unas 30.000 especies de plantas comestibles, se han cultivado entre 6.000 y 7.000 especies para producir alimentos. Sin embargo, hoy en día solamente utilizamos 170 cultivos a una escala significativa a nivel comercial.

Aún más sorprendente, dependemos en gran medida de solo 30 de ellos para que nos proporcionen las calorías y nutrientes que necesitamos todos los días. Más del 40 por ciento de nuestra ingesta diaria de calorías procede de tres cultivos básicos: arroz, trigo y maíz.

Le puede interesar: Somondoco inauguró su primer parque alumbrado con energía solar

Existen miles de cultivos que han sido olvidados o infrautilizados durante siglos. Esto es algo que debemos lamentar, no solo por todos los sabores que nos estamos perdiendo, sino también por los nutrientes que proporcionan.

Estos cultivos “olvidados” suelen ser cultivos indígenas o tradicionales que prosperan en regiones específicas del mundo. Ya sea porque se cultivan en zonas geográficas pequeñas, tienen rendimientos bajos, requieren un procesamiento prolongado, son susceptibles a las plagas o simplemente no se han investigado adecuadamente.

Muchas personas desconocen su existencia, a veces incluso de productos de sus propias regiones. Con el apoyo de unas políticas y una financiación adecuadas, estas variedades olvidadas podrían ser, algún día, reconocidas en el mercado mundial.

Estas son cinco razones por las que debemos dejar de marginar estos cultivos:

Enriquecen nuestras dietas. Los cultivos tradicionales suelen ser muy nutritivos y pueden ofrecernos una dieta más equilibrada. La quinua, por ejemplo, es el único cereal que contiene todos los aminoácidos que necesitan los seres humanos.

Protegen nuestra agricultura. Al depender de tan pocos cultivos para alimentar a la mayor parte de la población mundial, somos vulnerables a una enfermedad o a una plaga que puede destruir gran parte de nuestros sistemas alimentarios.

El monocultivo -la plantación de un único tipo de cultivo- es especialmente propenso a la devastación, a un descenso de los rendimientos y a la degradación del suelo. Depender de un mayor número de cultivos valorados y apreciados en el mercado mundial significa que los agricultores tienen más opciones para elegir sus cultivos y cómo intercalarlos.

Estos aumentan la sostenibilidad de los sistemas de producción alimentaria y frenan la propagación de algunas plagas e infestaciones de enfermedades.

Combaten al cambio climático con sus propias armas. Los cultivos tradicionales son especialmente útiles ya que muchos de ellos son resistentes al clima, siendo capaces, por ejemplo, de sobrevivir a inundaciones o sequías.

También pueden crecer en algunos tipos de climas en los que otros cultivos “estándar” no pueden. El nopal crece en los desiertos y las zonas áridas, la acederilla y la quinua sobreviven a gran altitud, y algunas variedades de la fruta del árbol del pan florecen incluso en suelos arenosos o salinos.

Con el desafío creciente de la desertificación y el aumento de la frecuencia de los fenómenos climáticos extremos, estos cultivos son buenas soluciones para aquellos lugares en los que resulta difícil obtener cualquier otro alimento.

Mantienen vivos los conocimientos tradicionales. No solo se está ignorando los cultivos tradicionales, también la manera tradicional de plantarlos y cosecharlos. Por ejemplo, los pueblos indígenas han utilizado numerosos métodos agrícolas –como el cultivo en terrazas– que son sostenibles de forma natural. 

Es decir, aprovechan mejor el agua, no requieren fertilizantes –o requieren una cantidad muy reducida de éstos–, o ayudan a reponer el suelo, por poner algunos ejemplos.

Pueden potenciar los medios de subsistencia de los pequeños campesinos y los productores locales. Algunos cultivos tradicionales tienen buenas posibilidades comerciales y podrían ser un cultivo comercial excelente para los pequeños campesinos o los agricultores familiares. 

Por ejemplo, la quinua solía ser un cultivo de subsistencia en Bolivia, Perú y Ecuador, pero al aumentar su visibilidad y atraer el interés, su producción casi se triplicó entre los años 1992 y 2010.

Actualmente se cultiva en más de 70 países. Además, los cultivos tradicionales, como las legumbres, son también útiles para el cultivo intercalado y de hecho incrementan los rendimientos de otros cultivos, generando así más ingresos para los agricultores y sus familias.

La próxima vez que visites un mercado local, en lugar de dirigirte hacia las frutas y hortalizas habituales, busca aquellas en las que no sueles reparar y prueba algo nuevo. Puedes diversificar tu dieta mientras comienzas a sacar a la luz algunos de estos alimentos olvidados. Empecemos a darnos cuenta de lo que nos estábamos perdiendo.

Por: Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación – FAO.

En el desarrollo rural “todos ponemos, todos ganamos”

0
Foto: PNUD Colombia.

 “Aquí todos ponemos y todos ganamos, es como en el juego de la pirinola”, dice entusiasta Eduard Archila, un campesino pujante que está a la cabeza de una pequeña tienda comunitaria que vende, a crédito y a menor precio, insumos y medicamentos para la producción ganadera en Lebrija, Santander.

Eduard es uno de los 29 miembros de Agrobale, la Asociación Agropecuaria del Bajo Lebrija que reúne a pequeños productores ganaderos en torno al trabajo colectivo. A través de un ejercicio asociativo -apoyado por KOICA, Prosperidad Social, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural y el PNUD Colombia- tienen una parcela colectiva en la que producen ensilaje, un complemento alimenticio para su ganado.

El ensilaje es un complemento nutricional a base de maíz y sorgo que representa una alternativa al alimento tradicional y, por lo tanto, una disminución en los costos de producción de la actividad ganadera de la que se obtiene leche y carne. A través de esta iniciativa, su negocio es ahora más próspero y rentable.

“El proyecto nos ha enseñado a trabajar como comunidad y como familia. Hemos logrado buenos resultados y lo que nos está faltando es tecnología para producir más. Tenemos muchas ganas de trabajar porque queremos que el ensilaje nos alcance para abastecer nuestras fincas y hasta para vender”, afirma Eduard.

“En verano cuando la mayoría de las enfermedades aparecen, la gente se podía gastar hasta 50 mil pesos en transporte para ir a Bucaramanga a traer los medicamentos para el ganado; ahora aquí en la tienda se los damos a buenos precios y fiado. Nosotros estamos tan agradecidos que le metemos el corazón a esto. Para nosotros lo más importante es el servicio a la gente”, reitera Eduard, líder de la tienda de insumos que en menos de cuatro meses ya tiene algunas ganancias.

Santander recoge los frutos del emprendimiento colectivo

El área de cosecha es de 7.500 metros cuadrados, de ella se obtienen unas 170 canecas de ensilaje cuyo precio está alrededor de los $40 mil pesos. La producción, que toma alrededor de 80 días, es dividida entre los asociados de manera proporcional a su trabajo en campo.

Álvaro Pinzón es el líder del comité de producción de Agrobale. Junto a sus compañeros ha logrado sacar adelante tres cosechas de ensilaje y replicar la técnica en sus fincas. “Calculamos los jornales de trabajo para que cada asociado se lleve lo que le corresponde y vendemos un poco para comprar insumos para el próximo cultivo”, asegura Pinzón.

“El proyecto nos enseñó a trabajar en comunidad y crecer como personas. Nos hemos dado cuenta que en grupito podemos hacer más”.

Así lo asegura Edwin Hernández, presidente y representante legal de Agrobale, quien está agradecido por los equipos, herramientas e insumos que les facilitó el proyecto para trabajar la tierra.

Neida Dulcey, de 51 años de edad, tiene dos hijas y junto a su esposo se dedica a la ganadería y al cultivo de cítricos. Desde hace 12 años se dedica a la producción y venta de leche para una quesera en Bucaramanga.

A través del trabajo en la asociación se ha llevado a la casa 5 canecas de ensilaje. A pesar de ser un alivio a los costos de producción dice que no son suficientes para las 10 vacas que tiene en su finca. “Por eso es que queremos un tractorcito. Hemos logrado organizarnos, pero queremos seguir creciendo”, asegura Dulcey quien además trabaja en el mejoramiento de la calidad genética del ganado.

El Proyecto de Desarrollo Económico Rural mejora las condiciones de vida de más de 3.600 familias en 35 municipios de 9 departamentos del país, en el marco de la alianza “Emprendimientos Colectivos” con Prosperidad Social, la Agencia de Cooperación Internacional de Corea –KOICA, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural y PNUD Colombia.

El Proyecto de Desarrollo Económico Rural es apoyado desde el área de Reducción de Pobreza e Inequidad del PNUD.

Por: Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo – PNUD Colombia.

Festival de la Chicha, la historia de Colombia en su paladar

0
Foto:Plaza Capital.

La 30° edición del Festival de la Chicha se llevará a cabo este próximo 10 y 11 de noviembre en el barrio La Perseverancia, localidad de Santa Fe en el centro de Bogotá. El evento, además de contar con degustaciones de chicha, dará a conocer la historia de la bebida y su proceso de elaboración. Finalmente, contará con actividades artísticas para el disfrute de los asistentes.

Durante cada edición de “La chicha, la vida y la dicha”, decenas de espectadores se acercan para degustar de esta bebida ancestral. El evento es también la oportunidad de invitar a lugareños, asistentes y extranjeros, para que participen, defiendan el festival y sientan en su paladar una parte de la historia de Colombia.

El festival, que cuenta con el apoyo de la Alcaldía Local de Santa Fe, le apuesta al fomento y la conservación de esta bebida como símbolo nacional. “Nosotros apoyamos de diversas formas desde logística, desde el impulso a las señoras chicheras, que vienen de un proceso bastante arduo”, asegura Gustavo Niño, alcalde de la localidad.

En esta ocasión, se rendirá tributo a la bebida a base de maíz, que recoge gran parte de la historia ancestral de Colombia. Esta data de la época precolombina cuando indígenas de la región Andina la tomaban para compartir la palabra o al celebrar rituales.

Le puede interesar: Mermelada de pimentón, recetas de paz que se preparan en el Guaviare

Para el año 1988, los Vikingos, una asociación comunitaria integrada por habitantes de esta localidad, deciden organizarse para dar origen al festival en honor a la chicha. Hoy, 30 años después, chicheros y chicheras del sector en pleno siglo XXI aún conservan la liturgia indígena para su preparación.

La tradición que resiste al paso del tiempo     

En 1948 el consumo de chicha fue vedado en el país, en parte, por la llegada de la cervecera Bavaria, que fomentó la abstención en el consumo de bebidas fermentadas. Tal era el arraigo que tenía en los barrios populares de Bogotá, que su extinción y prohibición resultó imposible.

“Se remonta mucho antes de la época de la conquista, esta bebida se volvió muy popular y en el siglo pasado se consumía más que la cerveza, por lo tanto, comenzó una persecución por la chicha prohibiéndola”, detalla Luis Murcia, un chichero que sabe la historia y los altibajos que ha tenido la chicha durante los últimos 500 años.

Así las cosas y el valor que dan los habitantes de La Perseverancia a la chicha, Isabel Camargo, otra reconocida chichera del sector, da pistas sobre su preparación. La comadre explica que el maíz “se parte, se le echa miel; a los ocho días se vuelve y se muele, y se prepara la chicha; se deja enfriar y se echa a las canecas plásticas para que fermente”.

Por último, afirma que “la chicha es muy celosa”, dice que las personas que tienen ojos claros no la pueden ni mirar porque la aclaran. Asimismo, podría echarse a perder si alguien de mal genio intervine antes y después de su preparación.

Por: Andrés Neira. Periodista
Editor: Lina María Serna. Periodista – Editora.

ÚLTIMAS NOTICIAS