Las grasas saturadas

0
909

Algunas grasas saturadas desempeñan funciones importantes en el organismo. Sin embargo, esto no contradice la recomendación de reducir su consumo 

Por:  Jose David Castro
Facilitador de las EDC de Valle del Cauca y Cauca.
Hablar de las grasas saturadas nunca está exento de polémica, pero es necesario realizar algunas precisiones.  Según una investigación de la universidad de Michigan en Estados Unidos, las grasas están constituidas de glicerol, una estructura en forma de tenedor, y de tres ácidos grasos. Los ácidos grasos están compuestos por carbono, hidrógeno y oxígeno, dispuestos en forma de cadena de carbono con una función ácido en un extremo. Los ácidos grasos saturados contienen el máximo número posible de átomos de hidrógeno y no tienen enlaces dobles, mientras que los ácidos grasos insaturados tienen uno o más enlaces dobles. Hay varios tipos de ácidos grasos saturados naturales cuya única diferencia está en el número de átomos de carbono presentes en la cadena.grasas

Los alimentos que más contienen grasas saturadas son todos aquellos que provienen del reino animal exceptuando las del pescado (que son insaturadas y muy saludables para el organismo).

Esta información es clave para saber que  grasas deben  incluirse  en la dieta por  ser beneficiosas  y cuales evitar y  distinguir  para así disminuir el riesgo de padecer ciertas enfermedades.
Por otro lado, el consumo de cualquier tipo de grasa debe regularse para mantener un peso saludable y adecuado, puesto que la obesidad  y el sobrepeso están relacionados con un mayor riesgo a desarrollar patologías como la diabetes  o el cáncer.

Según este mismo estudio, podemos regular la ingesta de grasas saturadas de la siguiente forma:

Freír o cocinar en mucho aceite aumenta el contenido graso y calórico, por lo cual estas formas deben usarse muy esporádicamente.
En reemplazo siga los siguientes ejemplos:

  • Si los ingredientes necesitan más humedad durante la cocción, agregue agua, zumo de limón o vino.
  • Elija carnes y aves magras, y elimine siempre la piel y grasa visible.
  • Utilice siempre que pueda una parrilla o sartén con ranuras, para que la grasa se escurra.
  • Desengrase las salsas. Evitar aquellas que requieran nata o mantequilla.
  • Utilice sartenes y ollas antiadherentes, con spray vegetal.
  • Sofría el alimento en su propio jugo y no en aceite.
  • Cocine en microondas, es una buena opción.
  • En lugar de freír en aceite, unte o pincele al alimento con un poco de aceite y áselo a las brasas o en una parrilla, para dorarlos.
  • Acompañar los platos con ensaladas o verduras cocidas (patata cocida), en lugar de patatas fritas.
  • Coma más pescados y mariscos, aves sin piel y proteínas vegetales.
  • Reduzca el consumo de carnes rojas y grasas.
  • Los lácteos y derivados deben ser desnatados o semidesnastados.

En conclusión para tener una vida saludable, debemos seguir mínimamente las anteriores recomendaciones acompañado, de ejercicio físico por lo menos tres veces por semana

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here