La agricultura para cuidar el ambiente y luchar contra la pobreza

"Se trata de una apuesta segura, que construye ciudadanía y además capacita recursos humanos por la formulación de planes estratégicos enriquecidos por la cooperación técnica internacional", asegura el director del IICA.

0
768
grupomsc.com

En el marco del Día Mundial de la Agricultura, se recuerda la importancia de esta actividad para el mundo y especialmente para América Latina y el Caribe, frente a la lucha contra la pobreza y el cuidado del ambiente.

Por un lado, los expertos señalan que la agricultura orgánica contribuye a la  fertilidad del suelo y la actividad biológica, además, puede prevenir la contaminación del agua que consumen las familias agrícolas. Asimismo, ese tipo de agricultura promueve la economía del país, teniendo en cuenta que fortalece la seguridad alimentaria de las comunidades y también aumenta los ingresos familiares.

Pobreza y agricultura

Manuel Otero, director general del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), defiende la idea de que la agricultura es la herramienta capaz de acabar con la pobreza en América.

“Se trata de promover acciones para la cohesión social y territorial de forma innovadora y audaz, de modo de quebrar el ciclo fatídico de la pobreza que crea más pobreza”, asegura Otero. (Le puede interesar: Población campesina y pobreza en América Latina)

A través de un artículo de su autoría, el director del IICA, señala que en la agenda del desarrollo mundial, la agricultura debe ser protagonista. De acuerdo con su postura, es desde esa perspectiva que se logrará transformar a los agricultores familiares, en agentes claves para la seguridad alimentaria, y protagonistas de un cambio que les facilite el acceso a una nueva generación de tecnología.

No obstante, para lograr esa nueva visión de los agricultores de América, es necesario ver la  actividad agropecuaria desde “un enfoque renovado y esperanzador, capaz de impulsar oportunidades de progreso y agregación de valor, lo que demanda sólidas políticas de Estado”.

Según Otero, eso ese panorama se logrará incentivando la modernización del sector productivo, promoviendo la innovación de la gestión pública y el comercio de los productos agrícolas..

Cabe resaltar que el IICA, es un organismo que reúne a 34 países  y se especializa en promover el desarrollo agrícola y la seguridad alimentaria en el hemisferio, eligió a Manuel Otero como director general el 26 de octubre de 2017, cargo que asumió el 16 de enero de 2018.

En Colombia  

La falta de oportunidades en el campo colombiano, han provocado el debilitamiento actual, ocasionado, por un lado, por los Tratados de Libre Comercio que le impiden a los campesinos competir con los precios que viene del exterior, y por otro, debido a la falta de apoyo a proyectos productivos, créditos e innovación tecnológica por parte de los gobiernos para el campo colombiano.

De acuerdo con el director del IICA, esta situación en Colombia cambiaría a través de la implementación de políticas con visión de largo plazo, que “entiendan a la agricultura como una positiva actividad de transformación económica y social”.

Por: Angelline Molina. Estudiante de Comunicación Social.
Editor: Mónica Lozano – Periodista y Editora.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here