Cumbre agraria: participación y opinión

El campo colombiano es un escenario social que  ha estado en la búsqueda de la paz, de mejores condiciones sociales, económicas y políticas. La historia nacional ha escrito en sus páginas varios apartados que no habrían sido posibles sin la participación del campesino. Desde  los procesos  que buscaban la independencia de la corona Española,  hasta la  instalación de escenarios de pensamiento  y análisis social.  

Por: Andrés A. Gómez Martín.

El  mundo rural en Colombia es un escenario  social muy grande,  si lo pensamos detenidamente los campesinos son una fuerza laboral enrome que durante toda la historia nacional ha sorteado todo tipo de problemas y vicisitudes.  Fueron los campesinos quienes llevaron en sus hombros y sus manos  gran parte de las tareas de la independencia, los comuneros por ejemplo  se rebelaron contra los impuestos que encarecían el aguardiente y otros productos  que  iban en detrimento de los pobladores, de lo que hoy es el departamento de Santander.  A pesar del levantamiento de las gentes humildes y su marcha hacia  Santa Fe, el establecimiento español logró dialogar con ellos y establecer capitulaciones, que luego serían incumplidas.

ella

 

Así entonces la historia a través de las décadas ha demostrado que los campesinos siempre son llevados al límite, otro episodio trágico  que el país  poco recuerda, es la masacre de las bananeras, un número aún indeterminado de trabajadores sindicalizados de  una empresa extranjera, se fue a paro durante un mes, el presidente de la época, Miguel Abadía Méndez envió a las fuerzas del orden y se produjo la masacre  en la municipio  de Ciénega Magdalena, esto a pesar de los reclamos de los campesinos trabajadores, mejores condiciones salariales y laborales.

Hoy en día los procesos de organización campesina tienen varios problemas, entre ellos la estigmatización, pues  se cree que estos movimientos populares están infiltrados por actores armados del conflicto  y peor aún que los análisis y las propuestas que nacen desde el campo  y sus dirigentes no son tomadas en cuenta por los gobiernos de turno.

La cumbre agraria es entonces un escenario de participación social, en donde los indígenas, los campesinos y los afro decientes  se reúnen para poner en debate los problemas del campo,  donde los pequeños productores pueden hablar y dialogar sobre su vida cotidiana y sobre todo construir propuestas que nacen desde lo más humano para mejorar la vida del  agricultor, y todo esto bajo la premisa de la paz y el entendimiento cultural de los actores sociales vinculados al campo. Esta semana nuevamente la cumbre agraria se reúne en Bogotá  para analizar el incumplimiento de los acuerdos  del pasado paro agrario, campesinos de casi todas las regiones han llegado a esta nueva cumbre agraria para analizar si en el próximo año se realiza un nuevo para nacional agropecuari

paz

Deja un comentario

Tu correo electronico no sera publicado.