Aumenta la población de nutrias gigantes en el río Orinoco

A partir de un estudio realizado a lo largo del río Orinoco durante las épocas de sequía del 2018 y 2019 se evidenció que la población de nutrias gigantes, también conocidas como “perros de agua” ha aumentado. Una muy buena noticia para el país ya que esta es una especie en peligro de extinción.

0
75
Foto por: El Espectador - https://bit.ly/2I2Xc12

La nutria gigante conocida por los científicos como Pteronura brasiliensis  y por los pescadores como “perro de agua” es un mamífero que puede llegar a medir 2 metros de largo  y pesar 32 kilogramos. Se caracterizan por las manchas de color claro que llevan en su cuello cuya función es parecida a la huella dactilar de los humanos, ya que los patrones de dichas manchas son únicas para cada ejemplar.

Esta especie fue cazada intensamente para el comercio internacional de su piel entre los años 50’s y 70’s, y actualmente se encuentra en peligro de extinción. Sin embargo, gracias a un estudio realizado por un equipo de científicos del Instituto de Biología de la Conservación de España- IBiCo y con el apoyo de la Fundación Barcelona Zoo y de la Fundación Omacha; se encontró que la población de nutrias en el río Orinoco está creciendo.

Le puede interesar: El delfín rosado del Amazonas una especie en peligro de extinción

Dicho estudio se desarrolló durante las estaciones secas de los años 2018 y 2019 a lo largo de 38 kilómetros del río Orinoco, lo que implicó una serie de recorridos en bote y a pie por la Reserva Natural Bojonawi. Para el censo de la nutria gigante, se tuvieron en cuenta las manchas de cada ejemplar identificado, arrojando un total de 30 nutrias registradas en 5 grupos y otras dos solitarias.

Así mismo, se realizaron más de 100 encuestas a los habitantes de la zona y a los pescadores para conocer el estado del conflicto nutria – pescador, ya que durante muchos años estos animales solían representar una competencia para los pescadores por su gran apetito. Los pescadores de Puerto Carreño, Vichada presentaron  una percepción positiva frente al crecimiento de la población de nutrias, afirmando que los “perros de agua” son un atractivo turístico importante en la región.

Cabe mencionar que, aunque los resultados de  la investigación son bastante alentadores; esto no garantiza que la especie se encuentre totalmente a salvo, pues debido a la transformación de su hábitat, la tala desmedida de árboles y  la contaminación por minería ilegal la especie sigue amenazada con desaparecer.

Por: Karina Porras Niño. Periodista.
Editor: Lina María Serna. Periodista – Editora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here