Carta del campo: La importancia de la buena convivencia en sociedad

La sana convivencia, el entorno afectivo y solidario que involucra a todos los miembros de la comunidad de la Ciudadela Juvenil Amazónica Don Bosco en San Vicente del Caguán.

0
303
Foto: Maira Ladino

En san Vicente del Caguán en el kilómetro 4 vía al aeropuerto está ubicada la institución educativa Ciudadela Juvenil Amazónica Don Bosco donde actualmente se encuentran matriculados 50 jóvenes becados por el proyecto Amazonia Joven del Fondo Europeo para la Paz de la Unión Europea, en el técnico laboral en agropecuaria y transformación de alimentos.

Proyecto que tiene como objetivo formar jóvenes que además de profesionales competentes e idóneos capaces de ser líderes en el campo laboral, también busca desarrollar habilidades que le permitan adaptarse a los diferentes entornos sociales y culturales, capaces de vivir en comunidad, aceptando las diferencias de cada ser humano. Por tal motivo, es un compromiso que asume cada quien con base en convicciones que se han interiorizado, llegando a ser una nueva forma de ser, sentir, actuar y convivir.

La Ciudadela se rige por los siguientes valores: Respeto, responsabilidad, honestidad, amistad, amabilidad, tolerancia, pertenencia, autonomía. 

Le puede interesar: Carta del Campo: Educando al futuro campesino

Los cuales buscan fomentar una sana convivencia, contribuyendo a la disminución del  del maltrato, rechazo o más llamado bullying, que hoy en día es un tema que se vive y presencia en  todos los escenarios donde conviven un conjunto de personas, y que de no ser detectados a tiempo pueden afectar el estado emocional trayendo consigo consecuencias a corto y a largo plazo a la persona que lo está viviendo.

Por ende, es compromiso social infundir valores que le permita a cada ser humano crear conciencia que todos somos iguales, con los mismo derechos y que el vivir en un  estrato social alto o bajo, con o sin carencias económicas, no hace que por estas situaciones se discrimine al otro, sino por el contrario permita ser herramientas a de apoyo para mejorar la calidad de vida de quien lo necesita.

Teniendo claro el objetivo de la importancia de vivir en comunidad respetando y aceptado las diferencias de cada persona, la ciudadela  se rige bajo un pacto de convivencia donde estipula los deberes y derechos, con miras a mitigar cualquier tipo de comportamiento inadecuado que afecte la integridad del otro, ya sea física y emocional y así crear un entorno de convivencia sano.

Por: Maira Alejandra LadinoAdministrativa Ciudadela Juvenil Amazónica Don Bosco.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here