Carta del campo: Las caras lindas de mi gente negra

En el marco del proyecto Comunicar y Proteger la Paz, participantes de Buenaventura nos comparten un breve análisis de la canción “Caras lindas” del cantautor Ismael Rivera.

0
304
Foto por: Lina María Hurtado.

Ismael Rivera, más conocido como el Sonero Mayor, compositor y cantante puertorriqueño creó una canción llamada ‘Caras Lindas’ la cual evoca la semblanza, la belleza y la fuerza de las personas afrodescendientes.

En el marco del proyecto Comunicar y Proteger la Paz: Defendiendo a nuestros defensores, ejecutado por Acción Cultural Popular – ACPO, Alianza por la Solidaridad, y gracias al Fondo Multidonante de las Naciones Unidas, durante el taller práctico de lenguajes escritos en Buenaventura junto al equipo de comunicaciones del Palenque el Congal; se decidió realizar una actividad llamada ‘Mi musa’ la cual pretende usar una fuente de inspiración para construir textos, mensajes e incluso  para otorgar creatividad a la hora de hacer fotografías y Videos.

Los resultados fueron bastante buenos, uno de los participantes decidió inspirarse en esta reconocida canción del cantautor anteriormente mencionado, sus compañeros decidieron acompañarle e hicieron un análisis de la letra de la canción construyendo el siguiente texto:

Dijo Don Ismael:

“Las caras lindas de mi gente negra son un desfile de melaza en flor, que cuando pasa frente a mí se alegra de su negrura todo el corazón” y tiene toda su razón, tenemos una forma de ver la vida que puede romper cualquier caparazón.

También aseguró el Sonero Mayor que nuestros rostros “tienen el llanto, la pena y el dolor” y como no, si nuestra realidad retrata que desde siempre nos han tratado sin pudor, pero nuestra piel es tan negra como los tallos de árboles en áfrica y nuestro corazón es tan blanco y puro como el azúcar y por eso “somos la melaza que ríe, somos la melaza que ama”.

Sin límites, que perdona y evoluciona “somos las verdades” de historia oculta. Eso somos, más que “caras lindas” de “gente prieta” somos un relato sin fin, un retrato del inicio de la humanidad y del fin de la maldad de la misma. 

En buenaventura somos “gente linda, gente bella” somos gente que sueña, que tiene esperanzas, que ama con todo su prietaje y negritud el territorio. Gracias maestro Ismael por darnos un rostro a través de su arte, somos su gente y usted nuestra musa.

Por: Lina  Hurtado. Facilitadora del proyecto Comunicar y Proteger la Paz.

Editor: Karina Porras Niño. Periodista – Editora. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here