El sueño ecológico del vaticano, una iglesia con rostro amazónico

Este es el fruto del Sínodo sobre la Amazonia que tuvo lugar en Roma durante el mes de febrero. La Exhortación Apostólica del Santo Padre Francisco al pueblo y el mensaje de Dios a todas las personas sobre nuestra querida Amazonía.

0
666
Foto por: Padre Alfredo Ferro.

Este documento busca ofrecer un nuevo impulso misionero y trazar rutas en la tarea evangelizadora de la Iglesia, en aspectos como el cuidado de la Casa Común, los pobres y el papel de los laicos en las comunidades eclesiales. En el mismo, el Vaticano, publica la llamada “Querida Amazonía”.

Es un texto de 84 páginas estructurado en 4 capítulos, los cuales quieren dar a conocer la protección de nuestra querida Amazonía entre otros temas de importancia para la humanidad. El Pontífice estructura: un sueño social, un sueño cultural, un sueño ecológico, un sueño eclesial.

Le puede interesar: La primera universidad indígena de Colombia estará en el Cauca

Recordemos que el sínodo fue un evento dirigido por el papa Francisco, el cual se basó bajo el trabajo “Instrumentum Laboris”, elaborado en el año 2018 por la Secretaría General del Sínodo de Obispos, que está dividido en tres ejes: La voz de la Amazonia, Ecología integral: el grito de la tierra y de los pobres, y La Iglesia profética en Amazonía, desafíos y esperanzas.

En este evento participaron 185 integrantes entre ellos: padres sinodales, cardenales, obispos, religiosos, indígenas y expertos en la materia. De países como: Brasil, Perú, Bolivia, Ecuador, Colombia, Venezuela, Guyana, Guyana Francesa y Surinam.

El sueño social: que la Iglesia esté al lado de los oprimidos

En el primer capítulo el Pontífice se centra en lo social, que integre y promueva a todos sus habitantes para que puedan consolidar un “buen vivir”. Pero hace falta un grito profético asegura, y una ardua tarea por los más pobres. Para este capítulo resalta la injusticia y crimen. El sentido comunitario y la importancia que puede tener el diálogo social.

El sueño cultural: cuidar el poliedro amazónico

En el segundo capítulo el Papa Francisco hace énfasis; sobre la necesidad de luchar contra la “colonización postmoderna”. Para Francisco es urgente “cuidar las raíces”.

El encuentro intercultural es la prioridad en este sueño, menciona Francisco. “Factores como el consumismo, el individualismo, la discriminación, la desigualdad, y tantos otros, componen aspectos frágiles de las culturas supuestamente más evolucionadas.

Las etnias que desarrollaron un tesoro cultural estando enlazadas con la naturaleza, con fuerte sentido comunitario, advierten con facilidad nuestras sombras, que nosotros no reconocemos en medio del pretendido progreso; por consiguiente, recoger su experiencia de la vida nos hará bien”.

El sueño ecológico: unir el cuidado del ambiente y el de las personas

En el tercer capítulo destaca que en la Amazonía existe una estrecha relación del ser humano con la naturaleza. El cuidado de nuestros hermanos como el Señor nos cuida, reitera, “es la primera ecología que necesitamos”.

El grito de la Amazonía, la poesía ayuda a expresar una dolorosa sensación que hoy muchos compartimos. La verdad insoslayable es que, en las actuales condiciones, con este modo de tratar a la Amazonía, tanta vida y tanta hermosura están “tomando el rumbo del fin”, aunque muchos quieran seguir creyendo que no pasa nada.

El sueño eclesial: desarrollar una Iglesia con rostro amazónico

El último capítulo está dedicado “más directamente” a los pastores y fieles católicos y se centra en el “Sueño eclesial”. El Papa invita a desarrollar una Iglesia con rostro amazónico a través de un gran anuncio misionero, Que desde el evangelio se sienta ese amor y respeto por todo lo que nos da la Amazonía.

La conclusión que nos deja el Pontífice, es poder “aportar un breve marco de reflexión que encarne en la realidad amazónica una síntesis de algunas de las grandes preocupaciones que ya expresé en mis documentos anteriores y que ayude y oriente a una armoniosa, creativa y fructífera recepción de todo el camino sinodal”.

Por: Jessica Beltrán. Periodista.
Editor: Lina María Serna. Periodista – Editora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here