Humus de lombriz, el abono rico en nutrientes y amigo de la naturaleza

El humus de lombriz es una alternativa ambiental al uso de abonos con componentes químicos que disminuyen la fertilidad de la tierra. Gracias a las lombrices y desechos orgánicos se logra el punto ideal de nutrientes para cultivos saludables.

0
230
Foto: Estudiantes Ciudadela Amazónica Don Bosco

El humus orgánico es un producto de buena calidad, fabricado por la lombriz roja californiana, siendo propicio en la producción agrícola, ya que es un producto 100% natural y rico en minerales, que ayudan a fortalecer el desarrollo y el crecimiento de las plantas.

El uso de este abono tiene como objetivo disminuir los riesgos de contaminación que podrían producir los abonos químicos, transformando materiales orgánicos (heces fecales de las variedades de especies, orina, desechos de cocina) y materiales inorgánicos (papel higiénico, papel periódico, cartón) en sustratos que son transformados por la lombriz creando así un producto que beneficie tanto al medio ambiente como al productor.

Le puede interesar: Camu camu un tesoro nutricional en nuestras manos

Para la realización de este proyecto se empezó con la preparación de las camas; estas cuentan con las siguientes medidas:  1 metro de ancho y 40 centímetros de alto, la longitud depende del terreno. Las camas están ubicadas en zonas secas, una vez instaladas se aplica una capa de 15 centímetros de materia orgánica, luego se siembran lombrices en hileras, teniendo en cuenta que se utiliza 1 metro de área por cada kilo de lombriz (1:1).

La alimentación debe ser periódica, los desechos orgánicos deben ser preparados en mezclas de rastrojos, desechos de papelería con estiércol y regados según su falta de humedad, haciendo conocimiento de la prueba del puño la cual consiste en agarrar una cantidad de sustrato, posteriormente se le aplica fuerza obteniendo tres (3) gotas por minuto.

También hay que tener una adecuada temperatura (21ºC), se deben proteger a las lombrices de depredadores como las aves, hormigas y ratas haciendo uso de lona verde. En la obtención de humus se implementa materiales como; una zaranda, garlancha, poli-sombra, y un balanzón. Este proceso se realiza cada 6 meses aproximadamente, dependiendo el manejo y la alimentación adecuada del lombricultivo, al finalizar el tiempo establecido se retiran las lombrices y se depositan en otros lechos.

Con la formación de este proyecto se dan a conocer las estrategias del manejo adecuado de la producción de humus orgánico, generando en los campesinos de la zona una nueva oportunidad de implementar cultivos sin causar daños drásticos al medio ambiente.

Por: Juan Palomino, Wilmar Puentes, Jhon Granados y Daniela Charry. Estudiantes -Ciudadela Juvenil Amazónica Don Bosco.
Editor: Lina María Serna. Periodista – Editora

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here