Jornada Mundial de la Juventud, Cracovia 2016

0
1454

Jornada Mundial de la Juventud es un evento organizado por la Iglesia Católica que convoca a jóvenes de todo el mundo con el Papa. En ella los jóvenes tienen la oportunidad de compartir su fe y mostrar al mundo que Jesús sigue vivo en sus corazones.

Por: Fabián Camilo Herrera Pérez

La Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) es un encuentro internacional en el que jóvenes de diferentes partes del planeta se reúnen  junto con sus catequistas, sacerdotes, obispos, en algún lugar del mundo para dar testimonio de su fe en Jesucristo, alrededor del Papa, vicario de Cristo. También muchos obispos y sacerdotes, monjes y monjas, y personas consagradas, clérigos, novicios y profesores laicos participan en los encuentros junto con los jóvenes.

El fundador y el primer promotor de la Jornada Mundial de la Juventud fue san Juan Pablo II, quien invitó a los jóvenes de todo el mundo a continuar adorando a Cristo, mostrando el lado alegre y actual de la Iglesia, que es inmensamente importante para el mundo de hoy.

Esta celebración quedó instaurada el 20 de diciembre 1985, y fue durante un encuentro de Navidad cuando san Juan Pablo II dijo a los Cardenales y trabajadores de la Curia Romana que quería que la Jornada Mundial de la Juventud se organizara cada año en Domingo de Ramos como un encuentro de diócesis y cada dos o tres años como un encuentro internacional en un lugar fijado por él mismo.

El objetivo de la Jornada Mundial de la Juventud es vivir, por unos días, en la comunidad de la Iglesia, escuchar la Palabra de Dios, participar en los sacramentos de la Confesión y de la Eucaristía, proclamar la alegría de Jesucristo, nuestro Señor y Salvador.

A los encuentros los acompañan dos signos especiales regalados por Juan Pablo II: la Cruz de la JMJ y el Ícono de la Madre de Dios Salus Populi Romani. Estos signos no están con los jóvenes únicamente durante la JMJ, sino que viajan todo el tiempo por el mundo acogiendo, cada día, cientos y hasta miles de personas en oración y adoración.

Cada Jornada Mundial de la Juventud exige una buena preparación del contenido que los jóvenes van a meditar durante sus encuentros. El tema de cada encuentro es escogido por el Santo Padre, y es durante esta jornada en donde el contenido va profundizándose en los encuentros llamados triduos de catequesis.

La última edición de esta Jornada Mundial de la Juventud tendrá como sede Cracovia, Polonia, y se llevará a cabo desde el 26 hasta el 31 de julio, y tendrá como lema: Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanzarán misericordia (Mt 5,7).

Fuente: http://www.krakow2016.com/es/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here