Juegos Olímpicos Tokio 2020, un encuentro del deporte y la sostenibilidad

Esta edición de los juegos deportivos más importantes a nivel mundial se posiciona como la más sostenible de la historia, pues con más de 5 estrategias verdes le apostaron al reciclaje, el uso de energías renovables y la reducción de desechos para contribuir al cuidado del medio ambiente.

0
238
Foto por: El siglo - https://cutt.ly/zQOXV1F

De acuerdo con el Comité Olímpico Internacional – COI, los juegos olímpicos tienen origen en la antigua Grecia en el año 776 antes de Cristo, específicamente en la ciudad de Olimpia, e iniciaron con una serie de competencias atléticas que se disputaban únicamente entre los ciudadanos griegos. En 1890 el Barón Pierre de Coubertín, oriundo de Francia, propuso extender el alcance de este evento, y en 1896 se celebraron las primeras olimpiadas que convocaron a deportistas de todo el mundo, celebradas en Atenas.

Actualmente, es el acontecimiento deportivo más importante a nivel mundial, se lleva a cabo cada 4 años en ciudades que son preestablecidas por el COI. Para este 2021 el escenario escogido fue la capital de Japón, Tokio; allí desde el pasado 23 de julio hasta 8 de agosto se congregaron 11.711 atletas de 204 países como Estados Unidos, China, Reino Unido, Francia, Colombia y España, que compitieron por el primer puesto en distintas disciplinas, entre ellas salto triple, gimnasia artística, boxeo, ciclismo y natación. 

Le puede interesar: Conoce cuáles son los deportes vinculados a la agricultura y el desarrollo rural

En esta edición número 32 de los Juegos Olímpicos y Paraolímpicos no sólo destacó el talento de los miles de deportistas, sino que también resaltó un eje fundamental de la organización del evento: la sostenibilidad. Pues el COI implementó el Plan de Sostenibilidad de Tokio 2020, bajo el eslogan Ser mejores, juntos para el planeta y la gente; una estrategia que le apostó a contribuir con los Objetivos de Desarrollo Sostenible – ODS, los cuales buscan la construcción de un mundo más verde y resiliente ante la crisis climática. 

En ese sentido, una de las medidas más llamativas fue la elaboración de las medallas a partir de materiales electrónicos reciclados, de acuerdo con el comité organizador se utilizaron 6,2 millones de smartphones, tablets y ordenadores, que fueron recolectados por todo Japón para elaborar los 5.000 distintivos de oro, plata y bronce con los que se galardonaron a los deportistas. 

De igual manera, la antorcha olímpica fue elaborada con aluminio reutilizado proveniente de las casas prefabricadas que se instalaron para atender a las víctimas del terremoto del 11 de marzo del 2011 de Japón.  Así mismo, el COI reveló que los podios de premiación se fabricaron con 24,5 millones de toneladas de plástico recuperados del mar y de los hogares japoneses.  Otro protagonista en el evento fue el cartón, pues las camas de la Villa Olímpica (instalación en la que se albergan los deportistas participantes de los Juegos Olímpicos) se hicieron con este material. 

Además de estas creativas apuestas se redujo la construcción de bienes y desechos mediante el alquiler de aproximadamente 84.000 computadoras, tabletas, pantallas, escritorios de oficina y sillas. Para Tokio 2020 solo se construyeron 8 de las 43 sedes de competencia olímpica, y todas fueron adaptadas con sistemas de energía 100% renovables como paneles solares y biomasa de madera; por lo que se estima que el evento generó cerca 2,9 millones de toneladas de CO2, una cifra alentadora teniendo en cuenta que los niveles registrados en los juegos de Río 2016 fueron de  4,5 millones de toneladas.

Con estas acciones los Juegos Olímpicos y Paralímpicos Tokio 2020, se convierten en la edición más sostenible de la historia, y en un ejemplo claro de que es posible desarrollar acciones desde todos los ámbitos sociales que ayuden a mitigar el cambio climático.

 

Por: Ivania Alejandra Aroca Gaona. Periodista.

Editor: Karina Porras Niño. Periodista – Editora.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here