Puchero santafereño, un plato tradicional muy nutritivo

Conozca los ingredientes y pasos a seguir para preparar el puchero santafereño, uno de los platos más tradicionales de Bogotá. Reconocido por mezclar una variedad de proteínas, verduras y tubérculos.

0
794
Foto por: Agapé - https://bit.ly/3a7hB1J

El puchero santafereño es uno de los platos más representativos de Bogotá, preparado con una variedad de proteínas y verduras que además de ser sabrosas, hacen un importante aporte nutricional. A continuación, lo necesario para 12 porciones.

Ingredientes

8 papas sabaneras peladas y cortadas por la mitad

2 Libras de lomo

2 Libras de centro de cadera

2 Libras de centro de pecho

1 pollo

6 chorizos

1 1/2 libra de garbanzos secos, hidratados desde la víspera

1 Repollo verde picado finamente

6 Yucas peladas

1 arracacha pelada

3 plátanos verdes

1 auyama pequeña pelada

2 Plátanos maduros

4 Mazorcas

2 cucharadas de margarina

2 tallos de cebolla larga

2 dientes de ajo

1/2 taza de leche

2 tomates maduros

Sal y pimienta al gusto

Preparación 

Inicialmente se despresa el pollo en porciones medianas, se corta en tajadas el lomo, centro de cadera, carne de pecho y chorizos. De igual forma se hace con los tubérculos y verduras y se calienta la leche antes de hacer el guiso. Luego, en una olla se ponen a cocinar  los plátanos maduros con cáscara, aparte del resto de los ingredientes para que no se endulce el caldo.  

En una olla aparte se cocinan las carnes, se añade más agua y se adicionan los garbanzos, sal y pimienta al gusto; se pone a fuego lento y se debe revolver con frecuencia. Cuando las proteínas ablanden se agrega el repollo, yuca, arracacha, yuca, papas y el plátano. Se continua la cocción y 10 minutos antes de servir se añaden las mazorcas.  Se saca el pollo y se dora al horno por 15 minutos a 350 grados.

Para hacer el guiso del puchero, se coloca en un sartén margarina con cebolla, tomate y ajo; se fríen un poco. Enseguida  se les añade harina y cuando esta dore se adiciona leche caliente revolviendo hasta formar una salsa espesa. Este plato debe servirse en dos bandejas grandes, pues en una se disponen las carnes cortadas en tajadas y el pollo despresado y en la otra las verduras y tubérculos bañados con el guiso. El caldo restante de la cocción se sirve en tazas o en platos de sopa.

Por: Karina Porras Niño. Periodista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here