Radio Sutatenza, hito en la historia radial y educativa en Colombia

En el día mundial de la radio es meritorio destacar las acciones que permitieron que millones de campesinos tuvieran voz y voto en uno de los medios masivos de comunicación más importante, gracias a la emisora, Radio Sutatenza.

1
937

En el trecho de la historia del país siempre el campo y la ciudad se han visto en dos puntos distantes. Distantes no solo en los kilómetros que separan lo rural de lo urbano, sino también en los pensamientos, posiciones y acciones respecto al campesino que ha sido olvidado una generación tras otra.

Sin embargo, existen hitos históricos que demuestran que en la unión, la constancia y el trabajo arduo, el campo se puede transformar y empoderar para alcanzar sus objetivos, esta es la visión de Acción Cultural Popular – ACPO quien en 1947 fue reconocida por las Escuelas Radiofónicas a través de Radio Sutatenza.

Le puede interesar: Un día para conmemorar a Monseñor Salcedo y las Escuelas Radiofónicas

La radio, esa pequeña caja que transmite señales de audio se convirtió para Colombia en un elemento trascendental para la educación de las zonas rurales y un vínculo entre el campo y la ciudad. Gracias a esta, Radio Sutatenza dio sus primeros pasos desde su fundación el 28 de Noviembre de 1947, un proyecto pensado y trabajado por Monseñor José Joaquín Salcedo, un joven sacerdote que tuvo como filosofía escuchar y apoyar a otro ser humano sin importar su condición.

El impacto de Radio Sutatenza fue a un nivel tan alto que la acogida y aprecio a este proyecto educativo, por parte de los campesinos, hacía que varias familias se reunieran en un solo hogar para escuchar las transmisiones. La radio representaba para el campo un espacio que permitía dar a conocer sus necesidades y por supuesto, atender su desasosiego frente a la educación.

Esta necesidad por la educación de la cual era consciente Monseñor Salcedo, hace que se constituya formalmente lo que hoy somos, Acción Cultural Popular – ACPO, una organización que trabaja por los campesinos para alcanzar el bienestar social de las zonas rurales, teniendo en cuenta la educación como principal herramienta. Junto a esto nace el el tesoro primordial tanto para Radio Sutatenza y para ACPO, las Escuelas Radiofónicas, modelo de educación completamente nuevo.

En 1962, las Escuelas Radiofónicas y ACPO hicieron que más de 18.000 familias le apostaran a la educación a través de la radio y la editorial de más de seis mil cartillas para cumplir con las metas enfocadas en el beneficio del campo. Campesinos se educaban entre sí y recibían procesos de retroalimentación, pues cada carta emitida por un campesino al periódico El Campesino fundado en 1958 por ACPO se crea El Campesino, era contestada en el menor tiempo posible.

La radio se convirtió en uno de los objetos de la época más deseados en el país y constituye a Radio Sutatenza junto a ACPO, como centro de educación primordial para el desarrollo de la educación de padres e hijos del país. La emisora entretenía a todas las familias campesinas con música alusiva a sus actividades; medio que además, permitió la alfabetización a través de más de 690 mil discos que fueron prensados por los estudios de ACPO con contenidos educacionales.

El proyecto alfabetizador de ACPO luego de Radio Sutatenza

Hoy, ACPO continúa trabajando por el bienestar social de los campesinos a través de un fuerte componente en el que las Tecnologías de la Información y la Comunicación – TIC, son parte de una gran estrategia de Convergencia de Medios.

Escuelas Digitales Campesinas, programa insignia de ACPO, promueve la educación en los lugares más remotos del país. Se enseña que el campo es un espacio importante para el país en materia cultural, económica, política y social; desde nuevos métodos para captar la juventud.

Pero esta labor no existiría de no ser por Radio Sutatenza, promotor de todos los valores y estrategias que hoy compartimos con las comunidades rurales. ACPO quiere que se siga propagando la consigna de Radio Sutatenza en el campo colombiano “la educación nos hace libres”.

Por: Daimer Fernando Losada Bermeo. Periodista.
Editor: Lina María Serna. Periodista – Editora.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here